Oración de la noche del sábado 10.

Pocket

Oración de la noche del sábado 10.

Te invito a leer esta bella oración de esta noche antes de hacerla pide con fe tus deseos y tendrás la confianza de que sucederá.

Amado apóstol san Judas Tadeo, en esta bella noche a ti encomiendo mi familia y mi vida para que tú nos cuidas y nos protege sino sufriendo las bendiciones que sólo tú puedes dar, señor daños abundancia y prosperidad en todo momento. Señor mío y protégenos de todo los peligros que la noche pueda traer unas de esas personas que nos quieren hacer daño tú que nadie se escucho decir que te pidiera sin ser escuchado su hermosa petición.

Gracias a ti pero tú sabes algo Luego de terminar una hermosa jornada la cual encomiendo desde que amaneció a tus manos mi San Judas Tadeo y sé que tú en todo momento me acompañas, pues eres amigo fiel, de corazón te pido toda petición.

Pues es del alma y de corazón sale lo más puro por eso encomiendo mi cuerpo, mi espíritu a tus cuidados. Señor, en este momento algo estado de petición por cada miembro de mi familia el cual se siente abatido, que nadie lo quiere que todo el mundo encima se derrumba, hazle saber que no estás solo que tú estás con él a cada momento así como has hecho los milagros conmigo sí y confiado estoy de que tú serás cuidándolo en todo momento.

Ya en este momento mi familia y yo iremos a descansar más te pido a ti que tú decides los sueños que tendremos para así poder ver un nuevo mañana en donde despertar siempre con la gracia de tu protección, amén.
Los ojos y el corazón que leyeran esta bella petición, no verán el mal ni enemigo en su vida. La mano que recibe y enviara ésta oración a otros, mas no trabajará en vano pues el señor proveerá, la boca que proclame la palabra Amén, a ésta oración, tendrá felicidad, amor, paz y abundancia y reinara atreves de los tiempos, pues permanecerá en el manto del amor de Dios.