oración para el miercoles 8 de septiembre

Pocket

oración para el miercoles 8 de septiembre

Amado señor Dios, gracias siempre por tu bondad. En este momento decirte Gracias, por la dicha de la vida por haber traído hasta este momento, bajo tu creación llevar en este momento mi oración por mi salud, siempre seguro y confiado en ti que mis súplicas ante ti serán escuchadas y sé que en ti hallaré siempre la respuesta.

Amado señor Dios, hoy te pido ante ti de rodillas tú conoces de todos los casos imposibles, hoy en este instante vengo hacia ti para pedir por mi salud y por la salud de todas esas personas que hoy padece alguna enfermedad señor que te pido.

Señor amado, cúbrenos con tu manto de amor y de sanación cada uno de los rincones del cuerpo, que está enfermo. Rompe todas las cadenas de cada molestia y todo aquel que en este día este soportando cualquier tipo de problema, sánalo tu señor salvador que todo sea en tu nombre será posible.

Señor amado, que seas el caminante que va a mi lado para transformar cualquier tipo de dolor, en las más hermosas oraciones de sanación. Señor igual por en mi vida, dame el valor y la fuerza. Igual a todos aquellos cuál pasan por tratamientos médicos, que a través de tus ojos cúralos, que los más grandes Milagros y bendiciones ocurren en tu nombre.

Porque sé que para ti no es ningún caso imposible, tú puedes vencer cualquier tipo de enfermedad, tu Señor tú que le diste el movimiento aquel paralítico, hiciste ver aquel ciego, que regresaste de la muerte para liberarnos de los pecados.

Por eso siempre te aclamo a ti señor Dios, para cada situación y darnos su bendición tener a mi de toda mi familia para tener siempre un cuerpo sano. Siempre señor quiero que nos llene de tu gran bondad, de bendiciones y de prosperidad. Tu verdadero amor es infinito. Te doy gracias al Señor siempre.

Porque la salud será siempre conmigo y con mi familia y los amigos. Y recuerda señor cada enfermo que te pida, sana lo pronto Dale tu gracia para que se levante de ese mal y siempre en la tierra como el cielo se haga tu magnífica voluntad, AMÉN.